<img height="1" width="1" style="display:none" src="https://www.facebook.com/tr?id=367295053959292&amp;ev=PageView&amp;noscript=1">

Blog de Reclutamiento y Recursos Humanos en México

servicios especializados como alternativa al outsourcing

¿Es legal el outsourcing en México?

El outsourcing, la práctica de subcontratación una empresas a otra para optimizar procesos, productos o servicios, dejó de existir en México como el simple acto de tercerización que muchas empresas realizaban como una práctica que les permitía ahorrar costos. 

Desde 2021, año que en tuvo lugar una reforma laboral, se estableció la prohibición de que las empresas contraten servicios de outsourcing, entendido este como el conjunto de actividades fundamentales para el objeto social de la empresa, pero realizadas por personal de una tercera empresa. 

 

Razones para hacer ilegal el outsourcing

El principal problema con el outsourcing en México consistió en que facilitaba la subrogación de diversas áreas sustanciales de las empresas a otras empresas que aportaban personal que cobraba salarios y prestaciones inferiores a las del personal de base con iguales responsabilidades. 

Además produjo el subregistro de millones de trabajadores ante el seguro social, pues las empresas patronas declaraban salarios inferiores a los pagados, para ahorrar en el pago de cuotas patronales. 

La idea de la reforma laboral se dirigió a mejorar los derechos del personal e igualar las condiciones contractuales con sus pares. 

Esto significó que las empresas que venían trabajando áreas sustanciales de su core business mediante outsourcing, deben transferir el personal contratado por outsourcing a su plantilla laboral y sólo podrán contar con la contratación de personal tercerizado si necesita la realización de lo que la Ley Federal del Trabajo estableció como: “servicios especializados”

 

Del outsourcing a los servicios especializados

La nueva figura de servicios especializados significa que las empresas solo pueden contratar personal de empresas proveedoras de este servicio y que vayan a prestar servicios o realizar obras que no formen parte del objeto social de la empresa.

Por ejemplo, una empresa que fabrica bebidas azucaradas, necesita plantas de procesamiento del líquido y para su envasamiento y distribución. Con el nuevo sistema de servicios especializados, ya no podrá subcontratar obreros para operar la planta, pero sí podrá hacerlo para dar mantenimiento, o para la fabricación de envases. 

No se erradica la idea de que las empresas dependan de otras para aportar personal que les ayude a realizar determinadas actividades, pero se sientan las reglas para evitar que haya evasiones fiscales y garantizar los derechos de los trabajadores. 

Las empresas podrán contratar trabajadores de otras empresas para realizar obras o servicios, pero deberán garantizar diferentes condiciones: 

  • Las empresas proveedoras de servicios especializados deberá contar con registro ante el REPSE.

  • Los proveedores de servicios especializados deben compartir copias del pago de retenciones de impuestos y cuotas patronales de los trabajadores a su servicio, lo mismo que las empresas contratantes, que se vuelven obligadas solidarias en la responsabilidad laboral del contratado.

 

  • Las empresas contratantes deberán pagar una fracción mayor del reparto de utilidades al personal de servicios especializados.

  • Los contratos de servicios especializados deben contar con el número y nombre de personas contratadas, el tiempo de duración del contrato y el tipo de obras o servicios a prestar.

  • Las empresas pueden incurrir en multas de 2 mil a 50 mil Unidades de Medida y Actualización (UMA, antes salario mínimo) equivalentes a más de 4 millones pesos, si deciden continuar con la práctica de outsourcing. 

 

Si tu empresa necesita contratar servicios especializados en RH para mejorar su rendimiento, aún pueden consultar con especialistas que te pueden ayudar a proveer los servicios que necesitas. IPS es una de las empresas más destacadas en el ramo en México, te invitamos a que recibas una asesoría personalizada aquí.

 

Nueva ley de outsourcing en México 2021